Barón de Ley

08/05/2014

 

Barón de Ley: su enorme caja le da una valoración muy interesante

 

 

Barón de Ley es una bodega de gran prestigio que posee más de 100 hectáreas de viñedo propio donde se cultiva tempranillo, aunque también incluye algunas plantaciones de cabernet sauvignon, su valor en bolsa es de unos 350 millones de euros y sus principales accionistas son Eduardo Santos con casi un 40% de las acciones, MG Valores con casi un 15%, FMR con un 4,35% y Julio Noaim con un 1,6% de las acciones.

Actualmente  es una de las mayores joyas por valoración del mercado español.

 

Un beneficio recurrente y la amortización de autocartera como vía de crecimiento:

 

Barón de Ley genera un beneficio o flujo de caja recurrente y remunera al accionista mediante la compra de autocartera y posterior amortización de las acciones, así el beneficio de Barón de Ley ha crecido a un ritmo de un 11% anual en los últimos 10 años y si tenemos en cuenta que las recompras y amortización de acciones se han realizado a un ritmo de un 4% anual, veremos que el número de acciones en circulación se ha reducido desde los 7,7 millones hasta los 5 millones permitiendo que el BPA se haya incrementado a un ritmo del 16% anual.

En los dos últimos años la compañía ha recomprado unas 490.000 acciones (9,78% del total de acciones) que serán amortizadas presumiblemente entre este año y el que viene, reduciendo así el número de acciones en circulación hasta 4,5 millones.

 

Más de 200 millones de euros en caja:

 

Si analizamos el balance de Barón de Ley podemos ver que es un balance saneado y que dispone en efectivo en caja y en inversiones financieras temporales (en deuda del estado español, irlandés y esloveno) más de 200 millones de euros. Ésta enorme caja es la que le da un gran valor a la empresa y que le permitirá poder seguir realizando recompras y amortizaciones de acciones ya que su caja supone casi el 60% de su valor en bolsa.

 

Su beneficio contable reportado no es un parámetro fiable:

 

Barón de ley en 2013 incrementó  sus ventas un tímido 2% y su beneficio permaneció prácticamente estancado en 18,5 millones de euros. En base a su actual capitalización en bolsa y beneficio reportado veríamos que la empresa cotizaría a 18,5 veces beneficios, una valoración bastante ajustada para una empresa donde sus beneficios permanecen prácticamente estancados.

Si tenemos en cuenta estos beneficios, Barón de Ley nos pasaría totalmente desapercibida ya que aparentemente podría parecer una compañía que cotiza a unos multiplicadores ajustados, pero nada más lejos de la realidad.

 

El flujo efectivo de caja es la clave para descubrir una enorme infravaloración:

 

Si miramos en profundidad y seguimos lo que es el flujo de efectivo de la empresa, nos encontramos con varios aspectos que nos permiten ver que Barón de Ley es uno de los valores más baratos del mercado español ya que además no ha parado de generar valor para sus accionistas en los últimos años.

 

Beneficio ajustado de Barón de Ley:

La compañía está amortizando poco a poco inversiones que realizó hace diez años y que no inciden en su flujo efectivo de caja.

También se está realizando una minoración por la pérdida de valor de los terrenos donde tiene los viñedos, un ajuste que es meramente contable pero que no supone ninguna salida de caja.

Si tenemos en cuenta estos ajustes, el beneficio superaría los 30 millones de euros.

 

Valoración de la compañía:

 

Para calcular lo que sería el valor de la empresa en bolsa tendríamos que restarle a la capitalización bursátil de la compañía, la caja y las inversiones temporales y sumarle la deuda financiera, ya que si la empresa fuese adquirida, la empresa adquiriente asumiría también su situación financiera.

 

 

 

Valor ajustado en bolsa de Barón de Ley:

320 millones (4,5 millones de acciones, asumiendo que amortice su actual autocartera * 71€)

– 206 millones de dinero en caja e inversiones temporales que puede hacer efectivas

+ 117 millones de deuda

= 231 millones de euros.

 

Per ajustado de Baron de Ley:

Valor ajustado en bolsa= 231/ Flujo efectivo ajustado 31= 7,4 veces.

 

Conclusión:

 

Pese a que el precio de la acción ha subido desde los mínimos de hace dos años casi un 100%, ahora mismo estaríamos invirtiendo en una empresa por la que pagamos los multiplicadores más bajos de la bolsa española (únicamente Per 7,4x), en una empresa con un beneficio o flujo de recurrente que dispone de más 200 millones en caja e inversiones temporales y que apuesta por remunerar al accionista vía recompra de acciones.

Barón de Ley es sin duda una de las mejores apuestas del mercado por valoración.