PRIM, gran calidad en su balance y baja valoración

18/02/2015

PRIM es una compañía que cotiza en Bolsa desde 1985 y que es referencia en el mercado de suministros hospitalarios y ortopédicos, en fisioterapia, talasoterapia, termalismo, spa, rehabilitación, geriatría y ayudas técnicas.

 

Un valor estrecho y controlado:

La empresa capitaliza poco más de cien millones de euros y prácticamente el 60% de su capital está en manos de la Familia Prim y de otros 4 inversores de referencia, por lo que se trata de un valor muy estrecho que en el último año ha movido un volumen diario de poco más de 10.000 títulos, unos 60.000 euros diarios.

Recientemente y de manera habitual, vemos como en las posiciones compradoras se sitúa dinero y que uno de sus socios de referencia viene acumulando títulos, las compras no se están realizando a mercado y es habitual que cada vez que el valor da un tirón al alza se pongan títulos a la venta para que el valor no suba en exceso y se puedan seguir realizando las compras, en una práctica que suele ser muy habitual por los cuidadores de un valor.

 

El Balance, principal activo de Prim:

Bejamin Graham, padre del enfoque valor, entiende que un oportuno análisis del balance permite ver una foto de la empresa que permite conocer la cantidad y naturaleza de los recursos, ver si están o no respaldados por activos netos adecuados, esclarecer la calidad de los beneficios y determinar la situación financiera de la empresa. El mercado muchas veces no presta atención suficiente al balance de situación de una empresa, pero cualquier análisis que se haga debe examinar siempre los activos y pasivos de la empresa.

Prim posee un balance solido y saneado, carente de deuda, con un patrimonio neto que es casi el 80% de su pasivo y dispone de activos financieros y efectivo por casi 35 millones de euros que si lo restamos de su capitalización bursátil de 109 millones (retando las 400.000 acciones propias), representa 72 millones que es bastante menos que los 89 millones de euros que tiene como valor contable.

Además Prim posee un edificio de oficinas en propiedad con más de 7.300 metros cuadrados y 72 plazas de garaje cuya hipoteca fue íntegramente pagada en 2013 y que destina actualmente al alquiler de oficinas, dicho inmueble fue adquirido entre el año 2001 y 2003 antes del boom inmobiliario por 12 millones de euros y si tenemos en cuenta su situación (entre la estación de Chamartín y la Plaza de Castilla) podría valorarse sin problemas en unos 18 millones de euros.   Repasemos los principales datos extraídos de su balance:

  • Capitalización bursátil: 16,9 millones de acciones * 6,45€ = 109 millones de euros.
  • Activos financieros y efectivo: 35 millones de euros.
  • Deuda: 3 millones de euros.
  • Patrimonio Neto: 89,5 millones de euros.
  • Capital Circulante: 54 millones de euros.
  • Valor Inmueble de Oficinas en propiedad: 18 millones de euros.

Estos datos permiten ver que Prim posee uno de los balances más sólidos y saneados de cuantas empresas cotizan en el mercado y que dentro de su balance se encuentran auténticas joyas como su edificio de oficinas en propiedad o la enorme cantidad de efectivo e inversiones en deuda pública que posee.

 

Resultados sólidos y ratios de valoración baratos:

Los resultados de Prim en sus nueve primeros meses han mostrado una mejora en su cifra de ventas de ventas y ebitda del 5% y en sus beneficios después de extraordinarios del 11%; mientras que en los últimos 5 años y pese a la crisis económica, sus resultados se mantuvieron constantes en los entornos de los 9 millones de euros, siendo la reducción de deuda la que ha permitido mantener sus beneficios y generar un flujo de caja positivo que le ha hace ir incrementando su patrimonio neto año tras año.

La compañía actualmente estaría valorada a poco más de 12 veces beneficios y que si descontamos los 34 millones de los que dispone la compañía en caja e inversiones y los 18 millones de euros en que se valora su edificio de oficinas, supondrían valorar la compañía en algo menos de 7 veces beneficios. Si atendemos a lo que sería su EV/Ebitda= 57/13 sería únicamente de 4,4 veces, uno de los ratios también más bajos del mercado. ,

 

¿Cual será el futuro de Prim?:

Todos los aspectos aquí comentados podrían permitirle a Prim incrementar la rentabilidad del accionista por una de las siguientes vías:

  1. Iniciar un agresivo programa de recompra de acciones y posterior amortización que permita retribuir al accionista con un mayor beneficio por acción.
  2. Pago de un importante dividendo extraordinario con el exceso de liquidez existente que incrementaría su actual rentabilidad del accionista que en la actualidad se sitúa en el 3,2%

También existe la posibilidad de realizar alguna adquisición que aporte valor al accionista o en caso de no producirse ninguna de estas posibilidades podríamos asistir a una posible OPA por cualquier empresa que desee mejorar sus ratios financieros, recordemos que ahora mismo la compañía no cuenta con ningún socio mayoritario lo cual facilitaría su adquisición.